Tosta de salmorejo con anchoas

· Dificultad: baja
· Tiempo de preparación: 10′
· Tiempo total: 25′

Una vez que empieza el frío, como que dejan de apetecer cosas como los gazpachos, ajoblancos, salmorejos y demás cremas frías. Y aún así, creo que una pequeña jarra de salmorejo debería estar de forma perenne en nuestro frigorífico. De hecho, Alba me lo pidió el otro día nada más colgar el abrigo en el perchero.

Para este sencillo entrante, el salmorejo proporciona un sabor mucho más interesante e intenso que el típico pan tumaca o el, aún más sencillo, tomate triturado, más o menos especiado. Lo convierte en un entrante mucho más completo, untuoso y, también, contundente.

En ésta entrada incluyo la receta clásica de salmorejo cordobés, tal como está pintada en azulejo en la Calleja del salmorejo cordobés, como no, en Córdoba. Aunque puedes utilizar cualquier variedad de salmorejo o no salmorejo, que es como llamé a mi receta habitual.

El calabacín, por otro lado, le aporta una suavidad fantástica, que le viene de lujo al sabor más intenso de las anchoas y las piparras. Con esto último cerramos el círculo y conseguimos dos platos tipical spanish en uno: salmorejo + gilda. ¡Toma ya!

Con estas cantidades tendremos dos tostas, de dos anchoas cada una, por persona.

– Para 4 personas –

Ingredientes salmorejo

  • 1 kg de tomates muy maduros
  • 1 diente de ajo crudo
  • 200 g de pan
  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra variedad arbequina
  • 10 g de sal

Ingredientes tosta

  • 16 anchoas
  • 2 panes de cristal
  • 2 piparras en vinagre
  • Medio calabacín mediano
  • 1 cucharadita de curry
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Elaboración salmorejo

  1. Pelamos el diente de ajo crudo, cortamos los tomates en dos y el pan en trozos pequeños.
  2. Ponemos los tomates y el ajo en el vaso de la Thermomix y programamos 2 minutos a velocidad 10.
  3. Añadimos el pan y la sal y programamos 1 minuto a velocidad 10.
  4. Programamos 1 minuto a velocidad 5, vertemos el aceite en el cubilete de la Thermomix y lo volcamos poco a poco, cayendo a hilo.
  5. Lo pasamos a una jarra y refrigeramos.

Elaboración tosta

  1. Cortamos el pan cristal longitudinalmente, cortamos cada porción en dos y lo introducimos en el horno precalentado a 180ºC (350ºF) hasta que esté dorado y crujiente.
  2. Cortamos las piparras en rodajas y reservamos.
  3. En un cazo pequeño con poca agua añadimos el curry, una pizca de sal y llevamos a cocción.
  4. Cortamos, con ayuda de un cortador de verduras en espiral, el calabacín.
  5. Cuando el agua esté cociendo, añadimos el calabacín y bajamos a fuego medio (5 sobre 10).
  6. Los escaldamos 1 minuto y lo pasamos a un bol con agua fría con hielo, para que pare la cocción. Reservamos.

Emplatado

Disponemos el salmorejo encima del pan tostado y encima de éste, las espirales de calabacín.

Colocamos las anchoas, un chorrito de aceite de oliva virgen extra y las rodajas de piparra.

Trucos y consejos

Como en casi todo en la vida, lo más importante es la calidad de los elementos: tomates, aceite, anchoas, piparras… y un equilibrio entre todos los elementos: salmorejo y calabacín puedes poner el que quieras, pero no te pases con la cantidad de anchoa o piparra o matarás el resto de sabores.

El pan cristal que compro en Mercadona viene en dos formatos, bollos redondos individuales y bolsas con cuatro panes cuadrados pequeños (de aspecto similar a mini-chapatas), que son los que utilizo habitualmente y de los que saco 4 rebanadas con cada uno. Merece la pena hacerlo con este pan, porque es más ligero y crujiente que los habituales. Si no lo encuentras, utiliza un pan gallego, que tiene una miga y una corteza de consistencia similar.

2 comentarios en “Tosta de salmorejo con anchoas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.